Quien quiera oír que oiga

Quien quiera oír que oiga

¿A qué se refiere la Cámara Oficial de Comercio, Industria y Servicios de Madrid cuando habla de Economía Social, en 2016?


Hoy contamos con un post invitadode la mano de Nuria Fernández Muñiz, una de esas personas que, en cuanto la ves, notas que desprende pasión y determinación por todos sus poros. 

Solemos coincidir en algunos eventos y, en éste en particular, le faltó espacio para debatir lo que allí ocurría, como al resto de personas que acudimos ese día.

Nuria es emprendedora, con clara vocación social y medioambiental. Facilitadora de proyectos que le entusiasman. Creadora del blog www.laobservadorahalaga.es, ante el cual es imposible quedar indiferente, tanto por su visión como por su estética.

Espero que este espacio sirva para compensar aquel que no fue.

¡Bienvenida, Nuria! 


Antes de vacaciones, tuve la oportunidad de acudir al Foro de Internacionalización de la Economía Social que organizaba la Cámara de Comercio. Ya son muchos los eventos en este ámbito y siempre descubro algo nuevo: personas, empresas y la propia experiencia de estar allí. Me gusta, lo admito, me gusta asistir a estos eventos y espero no cansarme; deseo que por parte de los organizadores hagan que evolucionen como realmente están evolucionando los proyectos sociales.

 

La primera parte, como suele ser habitual, fue institucional. Las presentaciones de las autoridades que presentan el evento, vicepresidente de la Cámara de Comercio, Comunidad de Madrid, Asalma y Cooperama. Este último con su presidente, Pablo Ascasíbar, fue el que me resultó más interesante. Quizá porque fue el menos políticamente correcto; el contenido y la forma en su exposición fueron más naturales que las del resto de compañeros. Transmitió de manera muy clara su conocimiento del sector y fue realista con su situación actual poniendo los pies en la tierra.

 

La siguiente ponencia estuvo a cargo de un importante empresario, prefiero no dar nombres. Nos llenó de datos, muy poco adaptada al auditorio. Es cierto que la jornada trataba sobre la internacionalización de lo social pero lo que hizo el súper empresario fue asustarnos con miles de términos en inglés e iniciativas que muy poco tenían que ver con proyectos sociales siendo además mínimamente didáctico y pedagógico. En contraposición con su exposición, hace meses, tuve la suerte de asistir a un evento en La Fundación Botín, y fue el CEO del mismo grupo –Grupo Barrabés– el que dio la ponencia. En este caso, sí fue un placer escucharle. Provienen de la misma escuela pero no hablan desde el mismo lugar. Será porque le doy mucha importancia a la empatía –tener en cuenta a la audiencia– y creo que es muy importante no soltar la misma presentación allí donde vas.

 

Antes del café pasamos a una dinámica de votaciones digitales, con la intención de hacer un escaneo de las empresas que allí estábamos presentes. La Cámara de Comercio mostró todo su impulso innovador digital. No quiero pensar mal, pero, de esta manera se quitan de encima cualquier pregunta u opinión por parte del público. ¿De qué vale que te inviten y te regalen una súper batería para el móvil, si no te dan la oportunidad de expresarte? ¿Para qué nos invitan, si no podemos mostrar la realidad y reivindicar lo que es cierto? Tanto poder y tanta imagen se esfuman con este tipo de actuaciones hacia los asistentes.

 

Después del descanso y del estupendo café que nos ofrecieron mientras aprovechamos para hacer networking, el evento continuó con dos mesas redondas con los siguientes leitmotivs respectivamente: “De los primeros pasos al éxito en la internalización” y “La integración de las entidades de la Economía Social en el mercado global”. Tal y como se presentaron estos debates, las que participaban eran empresas de la economía social. Valorar nosotros mismos el tipo de empresas que intervinieron:

 

  • Dinámica Social Cooperativa Madrid: consultora social especializada en proyectos económicos, sociales y educativos tanto en España como América Latina.
  • Enterprise Mobile Leader, S.L.L.: soluciones de movilidad de alto rendimiento para la digitalización y automatización de la captura de datos.
  • Consuegra Soc. Cooperativa Madrid: realiza   cualquier   tipo de piezas en chapistería de precisión adaptándose   a   las    necesidades  y  deseos  de los clientes en la fabricación de  elementos   mecánicos, para  los sectores   de     electrónica,   informática, defensa,  aeronáutica, señalización   de ferrocarril.
  • A2estudioLegal: servicios legales para
    la innovación y la internacionalización. Expertos en Patentes,
    Marcas y Startups.
  • Shinda Kartika: Gredos San Diego Cooperativa.

 

Siendo serios, creo que existen medidores de impacto social y medioambiental, como por ejemplo el SROI, y que en la medida que las empresas pudieran utilizar este método lo hicieran, así podríamos hablar de empresas de la economía social de verdad. Desde mi opinión, el hecho de que la Cámara de Comercio presentara estas empresas como empresas sociales, me parece un despropósito. Curiosamente, son empresas que han estado en algún programa financiado por ellos y, si realmente este es el nivel de empresas con impacto social con el que colabora La Cámara, es muy reprochable.

 

En el público había una cuota importante de empresas del tercer y cuarto sector y todo lo que comentamos fue que había sido un acto puramente de apariencia, sin tocar nada en absoluto el tema por el que habíamos sido invitados: hacer internacionales nuestras empresas.

Por Nuria F. Muñiz

(Photo Pixabay)